VI AJES Y MEDIOS DE TRANSPORTE

 VIAJES
 COCHE
 AUTOBÚS
 TREN
 AVIÓN
 BARCO

Los viajes en sueños suelen anunciar buenas oportunidades de cambio y progreso que pronto surgirán en las circunstancias de la vida que nos rodea. Las imágenes oníricas  relacionadas con viajes pueden ser muy variadas, desde ir conduciendo un coche por  carreteras más o menos conocidas, hasta los aviones, aeropuertos e incluso los vuelos en naves espaciales. Aunque las escenas más frecuentes en cuanto a viajes se refiere, son las que se desarrollan en los trenes y las estaciones de ferrocarril. Quizás porque estos escenarios permiten mostrar un simbolismo sencillo y clásico a la vez. Por ejemplo, un tren que perdemos y lo vemos alejarse, avisa de una buena oportunidad que estamos dejando escapar. Subir a un tren equivocado y darnos cuenta cuando ya está en marcha, evidencia una decisión equivocada que ya hemos emprendido. Pero en cualquier caso, es importante considerar que se trata de sueños que avisan, es decir, que aún se está a tiempo de rectificar los errores,  al igual que las oportunidades anunciadas pueden volver a presentarse en la vida real durante un tiempo después. El sueño avisa, y conviene estar al tanto para actuar en consecuencia.

Asimismo, los compañeros de viajes, el itinerario, las incidencias y anécdotas que se desarrollan dentro de los sueños de este tipo ayudarán para saber con mayor precisión de que va esa oportunidad o cambio anunciado.